Canalización de Simón Bolívar, por Lourdes Loreto Ravelo: 20-08-2018.

“¡Bendiciones en luz os saludo!

La hora menguada para un país que se negó a sucumbir, está dada.

Todos unidos podrán llegar a concluir, lo que por una razón u otra, se alejó en su tiempo predestinado.

En esta ocasión os aseguro, que el campo de batalla, para los nuevos héroes de la patria como lo son: un pueblo bravío, y los líderes que os guían, en alianza con los soldados dignos de la patria, está a la espera de lo anhelado en años, y será llevado a cabo en el tiempo que le corresponda, venciendo a la opresión.

“¡Gloria al bravo pueblo que el yugo lanzó ………………………!”
Porque a los verdaderos traidores de la patria, les llegó su momento de rendir cuentas, ante las leyes del hombre y de Dios.

La mujer aguerrida, será la abanderada en esta ocasión. No temáis, confíen en su espíritu guerrero, que en cada uno de vosotros también a despertado.

Y llegada la hora menguada, ármense de valor y voluntad, para que dé una vez por todas, acaben con lo que tanto daño han causado a la nación, a la que defenderé
una vez más, desde estos espacios de luz. Al igual que todos los nuevos héroes de la patria, que como voluntarios entregaron su vida a la causa libertaria.

Hágase saber el distingo real, de los opresores con vestiduras de cordero, y que de forma silenciosa e ilícita, participan aún, en la destrucción de la República. A ellos también, el repudio por su vil actuación, no más.

¡Que suenen las trompetas, ante el grito de libertad, del pueblo que se negó a sucumbir en la ignominia, oprimido y esclavizado!

Les digo ahora, denlo todo, porque todo ya está dado, para alcanzar la libertad.

Pronto verán cómo abandonan sus puestos de combate, acordes a su cobardía, ante un pueblo unido y en rebelión, la cual será mayor, que la ambición de mantenerse en el poder.

Con la caída de esta dictadura, países hermanos también serán liberados de la maldad personificada de estos tiempos. Uno a uno irán cayendo, quedando libres de la oscuridad y ruina dejada a su paso.

¡No teman, estamos con ustedes!

La traición en las filas de los de bajo proceder, no se hará esperar y de quienes menos lo esperan. El miedo a perderlo todo los ciega y enloquece.

De igual forma el final que les aguarda, será consecuencia de todo el mal hecho a la patria, y a su gente.

A los nuevos valientes guerreros, héroes de la patria, únanse por la causa libertaria a punto de culminar. Que el amor por la República, los lleve a la unión definitiva de sus filas.
¡Os honro y os bendigo!

Bendiciones en luz.

Simón Bolívar.

 

 

 

Lourdes Ravelo

Comentarios:

Más ariculos
Cerrar

Paradigma      Manuel Avila @enciclica   ¿Dónde está el líder?

  De repente la clase política se esfumó producto de las políticas diseñadas por el régimen para desbaratar los partidos políticos y moler los liderazgos...