Canalizado por Lourdes Loreto Ravelo. 13-10-2017 “Están muy cerca de saborear la libertad y lo sabrán llegado el momento de máxima persecución y opresión. Lo que contribuirá a que sus corazones digan basta, y como una chispa traerá consigo los días y noches de mayor horror por ustedes vividos”.

Bendiciones en luz, os saludo.

Una vez más las calles se tiñen de sangre. Del hombre con el hombre y de uniformados, que deshonran mi Patria, Venezuela.

Se vuelve donde se quedó el pueblo. Se levanta ante el horror y la injusticia, y en esta ocasión ya no hay vuelta atrás. Con la diferencia de que su tenor será mayor.

Lo que despertará a los que se han mantenido en el anonimato, en defensa de los derechos y valores perdidos. Los soldados de la Patria, que sí han de honrar su vestidura, y entre ellos están los llamados “traidores de la Patria”, quienes mañana serán los nuevos libertadores.

Emergerán los blancos, los azules, los verdes, los marrones, y otros sin distinción verdadera, será un atentado de principio a fin. Y al final los de aquí y de allá,  acabarán con los nuevos esbirros que dicen llamarse “hombres de la Patria”.

De la Casa Blanca así conocida por ustedes, nuevas órdenes de captura y de justicia, serán impartidas bajo la mira y aceptación de los demás países extranjeros. Su apoyo será definitivo, abrumador y conmovedor, hacia mi amada República.

Lamentablemente que en esta última batalla por librar, muchos serán los que pasen a ocupar espacios de luz, así es la guerra. Nada os debe detener, debéis continuar con lo ya comenzado.

Los que fueron ignorados y señalados del poder dictatorial, los que son y no son, los que están y no están, sus días no tendrán más amanecer político.

Nuevos líderes e ideología darán la nueva pauta, eso es “evolución” el cambio radical; donde reinen los principios y valores.

Venezuela será ejemplo en el mundo, por la erradicación de la dictadura, convirtiéndola en una nación pujante con inversionistas extranjeros, una vez comenzado lo tan anhelado, la libertad de mi Patria.

Los campos reverdecerán, porque habrá quién los trabaje. Las empresas que hasta ahora fueron fantasmas, volverán pujantes y con mayor desarrollo con el que contaban. Habrá trabajo para todos y en todos los sectores y niveles.

Venezuela se abre al mundo, la recibe y le da la mano en su etapa de recuperación.

Donde todos los poderes del Estado estarán en manos de verdaderos conocedores, llamados hombres y mujeres de la Patria, ellos la dignificarán.

Los asinamientos y lugares de tortura, serán restituidos.

El amor de todos en dar y hacer lo mejor por su país, será el estandarte que los guiará. Todo esto ha de venir.

Y como os dije: para ganar una guerra, antes deberán ganar las batallas y cada batalla implica pérdidas de todo tipo, acompañado de dolor y sufrimiento. Aún deberán liberar la batalla más importante, por lo que debéis estar preparados.

Serán días de revelación del pueblo. Se manifiesta y se levanta contra la opresión y donde menos se espera salta la liebre, en apoyo justo por la causa independentista.

Venezuela llora y ríe por lo perdido y logrado. Lo que para ustedes era insostenible, será mañana una pesadilla, la cual quedará para ser narrada en la nueva historia de Venezuela por escribirse.

Políticos nuevos surgirán, serán líderes cuyo clamor y deseo por lo que hacen, es amor verdadero. Solo así este país volverá a ser lo deseado por todos. Líderes con espíritu guerrero por la verdad y la justicia, que los moverá a dar lo mejor de sí.

Es necesario dejar atrás los viejos paradigmas y fachadas de líderes, que no hicieron más que llevar a la Patria a la ruina, hasta sucumbir a la ignominia por su malsana ambición de poder y contaminación, producto de sus intereses personales. También a mi me tocó enfrentar semejante situación.

Por eso, cuando digo que el cambio de la nueva Venezuela es radical, es porque así ha de ser. Y para poder aseverarlo con tal propiedad, es porque el cambio será como el arado de la tierra por bueyes, con una remoción de fondo, con los sueños y los ideales de los que labran la tierra, de obtener de su trabajo el mejor fruto de sus siembras.

Y despertarán consciencia y corazones, desde el más humilde hasta el más pudiente en su desempeño, donde el único y verdadero fin es hacer de Venezuela la mejor de las tierras y su gente.

Os aseguro. ¡Qué así sea dicho y qué así sea escrito!

¡No desfallezcan en el intento, un nuevo amanecer llegará preñado de todo lo bueno y necesario para salir adelante!

Y a la mujer guerrera, de espíritu valiente y decidido, su camino a seguir ha sido el indicado para la nueva Venezuela, que está por surgir.

Al igual que ustedes mis jóvenes y valientes guerreros, soldados dignos y honorables, en sus manos estará la nueva Venezuela y de allí el liderazgo de hombres y mujeres de buena voluntad e intachable proceder.

Están muy cerca de saborear la libertad y lo sabrán llegado el momento de máxima persecución y opresión. Lo que contribuirá a que sus corazones digan basta, y como una chispa traerá consigo los días y noches de mayor horror por ustedes vividos. Recompensados después por el mayor botín, la nueva República, entonando las notas del himno nacional y ondeando la bandera con brisas de la libertad.

…….¡Gloria al bravo pueblo que el yugo lanzó!……………

Me despido y os bendigo, son dignos de ser honrados y llamados hombres y mujeres al servicio de Venezuela.

Bendiciones en luz, Simón Bolívar

Canalización de Simón Bolívar por parte de la Dra Lourdes Loreto Ravelo

Comentarios:

Más ariculos
Cerrar

El Estímulo Crisis de deuda y sanciones lanzarán a Venezuela a los brazos de China

27/10/2017/FOTO: ARCHIVO | AVN | PRENSA PRESIDENCIAL/Víctor Álvarez/ @victoralvarezr  En Venezuela, de cada 100 dólares que entran, 96 los pone el petróleo. La capacidad para importar...