Con Coraje. Ing. Andrés Scott Velásquez: “Cuando el río suena… piedras trae”

Tú que me estás leyendo, te puedo asegurar que el gobierno del presidente ilegítimo, mediante el cierre de la frontera de Venezuela con Colombia y la deportación de colombianos ilegales en nuestro país, intenta crear un tema grotesco de campaña electoral, lo cual no le va a resultar, porque ya en el subconsciente de los electores subyace la introspección de que, el responsable de todos los males que vive la república es el gobierno que nos rige, y conociendo por referencias que llegan a través de los medios de comunicación y redes sociales, y de lo que son capaces los comunistas en el poder, puedo intuir lo que realmente sucede en la frontera, y es por ello que me oriento para titular el escrito que te presento con el refrán de que “Cuando el río suena… piedras trae”.

Y, en base a ello te puedo asegurar que la medida política tomada, va en dirección montar un show parecido al que montaron con Guyana, a fin de despertar el sentido nacionalista del venezolano, para traducirlo en votos hacia la plataforma de candidatos oficialistas a la Asamblea Nacional, obviando los verdaderos motivos de la situación irregular que se mueve en la frontera.

Lo que suena son las referencias que me han llegado, y donde se informa que todo se debe a la guerra de las mafias militares enquistadas en el gobierno por el control de la frontera, para hacer los negocios ilegales que allí operan, donde los más importante son el tráfico de estupefacientes y el contrabando de extracción.

Te comento, que según esas informaciones, el hecho donde los dos tenientes y el cabo fueron tiroteados, fue una acción de sicariato ordenada por uno de los jefes de la mafia, que controla los negocios irregulares de la frontera tachirense, ya que los mencionados tenientes y el cabo, en una labor de inteligencia habían detectado la red operativa de esa mafia, donde militares de alto rango estaban comprometidos. Había que silenciarlos.

También se dice en otra de las informaciones, que la medida de excepción tomada por el gobierno comunista, se debe a un pase de factura al Presidente Juan Manuel Santos, por la deportación hacia los Estados Unidos que hizo de dos traficante de drogas, Gersaín Biáfara Mina, alias “Coliseo” y el empresario Oscar Hernando Giraldo Gómez, vinculados a las mafias venezolanas en el manejo del negociado de la droga, y que estarían manejadas por altos personeros del gobierno comunista.

Según esta información, se presionó al gobierno colombiano, para que no autorizara tales extradiciones, porque al ser interrogados estos dos personajes por las autoridades estadounidenses, iban a salir nombres y hechos que iban a deja muy mal paradas a las autoridades comunistas, que rigen a los venezolanos.

Tu que me está leyendo, frente a esta situación, ojo e’ garza… no caigas en el sainete montado por este gobierno de delincuentes camaradas.

Ing. Andrés Scott Velásquez
anscott25.11@gmail.com

Comentarios: