En delirium tremen

venezuelarojarota   Sin tomar en consideración y obviando el tremendo  drama económico, político  y social que estremece el país actualmente,  y tratando de ocultar, con ese bodrio show, la explosiva situación que vivimos los venezolanos, después de 15 años de la insólita e irresponsable  administración del Estado y  como han destrozado este país  primero el difunto, y ahora el  protempore Maduro,  este  se lanzó  una incoherente y delirante perorata  en el  antiguo Museo Militar para festejar el 4F, dejando entrever que en Venezuela hay dos países: Ellos, los  patriotas  impolutos  e hijos de Bolívar y,  los demás, unos apátridas… y con ello se deslindan,  menos mal y  por supuesto con ello asumen la responsabilidad del desastre en que desembocó esta tragedia de país  y de la cual muy pronto tendrán que rendir cuenta ante la historia, digo yo, y otros  dicen ante  la justicia ordinaria.

La debacle  y bancarrota  económica y fiscal que vive Venezuela, única en su historia,  es el resultado de  un modelo político y económico comunista fracasado, impuesto desde la Habana, que  hizo añicos  a Venezuela, y cuyo resultado fue desembocar en la actual  macabra inflación, destrucción del aparato productivo y  de las empresas del Estado, Pdvsa y de la CVG de Guayana, escasez de alimentos, y malbaratado de las Reservas Internacionales y el establecimiento de un modelo político estatista,  que hace gravitar alrededor del Estado  todas las actividades  económicas;  un Estado propietario, centralizador, interventor, incautador manus militari,  represivo  y controlador de los medios de producción, ahora  compartido con el factor militar para comprometerlos en una estrategia de doble faz con aviesas intenciones.

trio

Y lo más lamentable, es  que esto  ocurrió en un país con la inmensa capacidad generadora de riqueza por exportación de petróleo, y  estemos  muriéndose de hambre porque ni produce  nada porque quebraron todo, ni puede importar los alimentos necesarios porque malbarataron  absolutamente todo,  entre ellas   las  reservas internacionales que provenían de las exportaciones  en la época  histórica de mas altos precios del petróleo. Independiente de  las responsabilidades del difunto est desastre  recae en  tres personajes responsables de la política económica: Ramírez, Merentes, Giordani que tendrán que rendir cuentas del desvalijamiento y caos económico del país. ¿Cuándo?. Eso lo dirá el pueblo,  que  es el soberano.. Alea jacta est.

Jose Eduardo Guzman PerezEduardo Guzmán Pérez

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Comentarios: