Manuel Avila:   Asignatura pendiente

El anuncio por parte del PSUV que tienen de candidatos lista a Dinorah Villasmil de Mata y a Dante Rivas anuncia desde ya que los oficialistas vienen a jugar duro para ganar la mayoría en la AN. No vienen con juegos y pondrán toda la carne en el asador para llevarse los triunfos en distintas partes del país. Saben los oficialistas que tienen viento en contra y para remontar las encuestas que le dan un rechazo descomunal a la gestión de Maduro, será necesario hacer jugadas políticas olímpicas, casi épicas para conseguir los votos que le den mayoría en la AN. No es fácil para el chavismo remontar la cuesta porque la crisis económica descomunal, la escasez brutal, la corrupción y la inseguridad es parte de los 4 temas que mantienen en ascuas a la comunidad nacional.

La tesis de la Guerra Económica no la creen ni los mismos chavistas que aguas adentro le lanzan fuego cruzado al gobierno revolucionario porque ir a los supermercados es un viacrucis y encontrar los productos de primera necesidad es un azar. No se consigue nada en los puestos de venta y solo los bachaqueros tienen los productos al doble de lo que debe venderse en los espacios comerciales, pues el gobierno no ha tomado cartas en el asunto y la misma gente se saca los ojos en una lucha fratricida por la sobrevivencia. Esa es la realidad y la conocen a fondo los hombres del gobierno que no han podido vencer la escasez y la inflación para generar un caldo de cultivo que puede llevarse al proceso en sus ancas. Lo triste es que todavía persiste la tesis de la Guerra Económica como la raíz del problema y la gente lo considera como una excusa del gobierno para salirse del nudo giordiano que mantiene a los candidatos del proceso prisioneros de sus propias improvisaciones.

No solo hay escasez de productos de primera necesidad sino de medicinas, repuestos para carros, cauchos, baterías, comida para perros y gatos y los precios exorbitantes de cemento, cabillas y materiales de construcción es una calamidad. Eso se pega a los productos metalúrgicos que valen una fortuna y al resto de los productos químicos que por ser fabricados con materia prima importada se elevan en precios hasta el cielo. No ha realizado el Gobierno Nacional hasta ahora políticas serias para controlar el caos de la economía y los sueldos de los venezolanos son un saludo a la bandera ante tanta inflación que con una ley de precios justos inerte ha permitido que todo el mundo le ponga los preciso que quiere a lo que exista en el mercado.

A esa realidad tendrán que enfrentarse los candidatos del chavismo que aspiran coronar triunfos en la AN, pero si no mejora la situación de la crisis en el país se cumplirá lo que dicen las encuestas de opinión al poner al chavismo por lo menos 20 puntos por debajo de la oposición venezolana. Y si partimos del principio que la MUD lleva una tarjeta única como carnada para atraer votos a la causa de la oposición no creo puedan los mejores candidatos del chavismo vencer los obstáculos que en los números le asigna derrotas aplastantes. Tendría Maduro que hacer jugadas olímpicas en estos seis meses que faltan para el 6D, pues mientras la gente se mantenga en las colas, la escasez, la inflación, la corrupción y la inseguridad se convertirán en un boomerang insuperable para el oficialismo.

No afectaría en nada que la MUD viole los principios ciudadanos al imponer en todo el país 25 candidatos que ni siquiera tiene que ver con la realidad regional, pero que causa malestar a una sociedad cansada de las locuras de unos partidos políticos presos en la burbuja del tiempo.

Eso es lo que hay y debe el oficialismo ponerse los pantalones largos para solventar los problemas capitales del país, pues de lo contrario tendrán que soldar a pulmón y navegar solo con sus votos duros que se han ido aflojando en gran parte del país. No hay vuelta de hoja y debe el oficialismo resolver los problemas del país antes que se meta la noche y no puedan conseguir la mayoría en la AN. Ese es un tema de alta factura para la revolución y se juegan a Rosalinda el 6D.

Manuel Avila

@encíclica

Comentarios:

Más ariculos
Cerrar

Revista SIC 798 Jamás nos resignaremos Septiembre-Octubre 2017

  Jamás nos resignaremos. A pesar de que esta revolución que ha degenerado en una  “dictadura constituyente” nos ha introducido en una crisis que filtra...