Paradigma Manuel Avila La maldición del Dabucurí

maldicion de DabacuriCuando Liborio Guarulla el Gobernador de Amazonas se vistió de chamán para lanzar al aire las cenizas ancestrales contra maduro y su combo de conmilitones sabía lo que estaba haciendo. Es que no tendrán descanso a su alma mientras vivan sostuvo el chamán de Amazonas y su vida se convertiría en un tormento.

No sé qué es más poderoso entre el Dabucurí milenario de los indígenas del Continente y los paleros cubanos que estuvieron operando en El Cuartel de la Montaña por orden de Maduro.

No ha escapado la revolución a la brujerías, el desangrado de animales en los jardines de  Miraflores y la licencia a los paleros cubanos para que operen en los ríos de La Costa, en la montañas venezolanas y hasta en los niveles más elevados del Pico Espejo.

Pero el gobierno y su magia con sus elementos de lo real maravilloso americano han pelado el pedal al meterse con los restos mortales de Bolívar que fueron exhumados por médicos y políticos para que les cayera encima a los participantes una serie de tragedias que forman parte del folklore político nacional.

De esa materia se dicen barbaridades una y exageraciones otras, pues es evidente que todos los que participaron en ese reto contra el mito Bolívar han ido cayendo uno tras de otros en una especie de sincronía mágica que habla mucho de las prácticas de brujería por este Continente.

Ese ritual de Dabucurí que se realizó como cierre a la marcha de los chamanes en Puerto Ayacucho este 17 de mayo tuvo grandes connotaciones para la familia indígena venezolana. Y dice la leyenda que ese ritual cuando se activa al lanzar las cenizas ancestrales al aire eso irá contra todo aquel que se enemigo de las etnias y que  más nunca disfrutará de prosperidad y alegría.

Al agitar las maracas yb lanzar las cenizas ancestrales es un ritual mágico que busca reavivar la maldición de Dabucurí que lanzó el indígena político sobre los funcionarios de la Contraloría General de la República por inhabilitarlo para optar a cargos de elección popular. Este ritual de Dabucurí es una ceremonia de integración entre distintas etnias propias de la región amazónica que promueve la abundancia y prosperidad, pero que cuando es invocado como una maldición despoja de riquezas y llena de dolor y pesar.

Y miren que ha funcionado el Dabucurí que se patenta al fallecer de un infarto Sonia Arias, magistrada del TSJ, a lo que se le suma un suicidado y otra muerta. En qué problemas se metieron Maduro y sus farsantes que no escucharon los ecos de las cenizas ancestrales de los indígenas y retaron la magia del Dabucurí.

En la revolución vienen ocurriendo acontecimientos trágicos que forman parte de la huellas de la pezuña que caen sobre los enemigos del pueblo venezolano y tener a los GNB asesinando y regando de sangre de nuestros jóvenes por la tierra venezolana.

Por eso los hombres y  mujeres más viejos de nuestros pueblos se persignaron cuando vieron volar las cenizas ancestrales de los indígenas venezolanos, pues esos anuncios indígenas milenarios se respetan y no se toman a burlas o chanzas presidenciales. De qué vuelas vuelan y esos rituales de la magia que acompañan a los políticos venezolanos son parte de creencias que se han arraigado en la cultura popular.

Las cenizas ancestrales del Dabucurí salieron  volando por los cielos venezolanos ese 17 de mayo y hay anuncios importantes que rodean los cambios vienen ocurriendo en la composición política venezolana, donde la sangre de nuestros jóvenes corre por las calles de la patria.

Manuel Avila

 

 

Comentarios:

Más ariculos
Cerrar

ND/Delcy Rodríguez: Nuestra venganza personal está en la construcción del socialismo bolivariano

ND / 24 jun 2018.- La vicepresidenta Ejecutiva, Delcy Rodríguez, aseguró este domingo que ella no guarda odio contra los "verdugos" de su padre y...