Predicciones de  Ligio Stern: Venezuela, aunque ya cayó en los 72 años de comunismo, tiene aún espacios por donde escapar de esa ignominia.

La pasividad y el miedo de la mayoría de los venezolanos impidió a que salieran a las calles en octubre del año pasado. Si bien tuvieron los guáramos de salir el 3 de abril de 2.017, y tras casi 4 meses llevando plomo y candela a través de la represión, la puñalada trapera de la elección de la Asamblea Nacional Constituyente sembró la semilla del despecho y la decepción.

Y los venezolanos pagan esto con abstención. Esto no es nada nuevo. Recuerdo que esto pasó en diciembre de 2.000, donde escuché a un William Lara que eso era normal porque la gente prefiere ir a votar en las presidenciales que en las electorales, cosa que para mí es falsa.

La gente se sintió burlada en julio de 2.000 cuando las elecciones presidenciales tras la aprobación de la Nueva Carta Magna ya que muchos electores demoraron hasta 18 horas para ejercer su derecho al sufragio. Recuerdo gente a la medianoche aún en cola para votar. Por eso fue que la gente se abstuvo de ir a votar en diciembre de 2.000.

En 2.005, la gente atendió el llamado de muchos zorros viejos a la abstención. Yo me acuerdo clarito. Mientras cifras oficiales arrojaban un 75% de inasistencia, expertos en estos menesteres indicaban que el número real rondaba el 90%. Y por último, tras el arrebato del triunfo del candidato opositor Capriles Radonsky aquel 7 de octubre de 2.012, los venezolanos percibieron que el ente responsable se burló de ellos, razón por la cuál se abstuvieron en las siguientes elecciones regionales exactamente 10 semanas después.

La mayoría de los venezolanos entendió que la democracia ya había sido secuestrada antes. Expertos han confirmado que el nazinarcorrégimen que rige los destinos de Venezuela desde el 2 de febrero de 1.999 JAMÁS HA GANADO UNA ELECCIÓN DESDE AGOSTO DE 2.004.

Desde allí, jamás fue mayoría. La diferencia entre los afectos al nazinarcorrégimen y los adversarios a este fue tan mínima que pudieron manipular a su favor. Hasta que en 2.010 el régimen se dio cuenta que esta diferencia se hizo más grande a favor de la oposición, que se vieron obligados a cambiar la Ley Orgánica de Procesos Electorales.

Y aquel 26 de septiembre de 2.010, la oposición demostró ser mayoría CON EL 52% DE LOS VOTOS, aunque con menos curules; porque la nueva LOPE erradicó la representación proporcional de las minorías.

Desde esa fecha, el régimen se blindó, quién sabe bajo cuál mecanismo de extorsión le arrebataron ¿O se dejó arrebatar? el triunfo a Capriles Radonsky, y lo demás es historia. Volviendo al punto, la democracia siempre estuvo secuestrada. Y el pasado 30 de julio, fue lapidada, decapitada, cuando se llevó a cabo la elección de la ANC.

A muchos venezolanos ¡¡¡LES CAYÓ LA LOCHA!!! Se dieron cuenta de que varios voceros que se dicen llamar “oposición” no son más que viles serviles del nazinarcorrégimen.

Que los han usado como carne de cañón. Que los han conducido como borregos al matadero. Que los han usado como chivos expiatorios, como preservativos; y hasta como papel higiénico.

Se dieron cuenta que lo único positivo que arrojó el diálogo es para darle más tiempo y oxígeno al régimen. Que ya de nada sirve votar, debido a que Venezuela dejó de ser la misma del 6 de diciembre de 2.015. Elecciones que, por cierto, no iban a celebrarse. Y se llevaron a cabo debido a que pactaron unos y otros en eso que en su momento llamé “El Cónclave Negro”.

El hambre ha hecho despertar a los venezolanos. El comunismo destruyó a Venezuela de una manera que, hasta muchos de los simpatizantes del socialismo HAN HUIDO DEL PAÍS!!! Muchos enchufados en otras latitudes están buscando las mil y una maneras de quedarse; bajo ningún concepto quieren retornar.

El vil egoísmo destructivo deja tantas secuelas que dañan hasta los mismos causantes. Porque muchos de esos son causantes de la desgracia que vive la tierra de Andrés Bello. Por acción u omisión. Como dice el dicho, es tan culpable el que mata a la vaca como el que le ata la pata. Tan fregada está, que muchos que se negaban a abandonar Venezuela y criticaban a los que lo hacían, ya la han abandonado o están en vías de hacerlo.

Sin embargo, Venezuela tiene vías de acabar con ese gulag en el que el nazinarcorrégimen ha convertido a mi país. Desde enero de 2.014, este servidor, como ciudadano venezolano y como tarotista, ha indicado que ese nazinarcorrégimen se acaba cuando haya un paro indefinido.

Hay quienes alegan que no, que debemos observar lo que pasó con el paro de 2.002. Yo digo, Venezuela ya no es la misma de aquella época. Es completamente diferente… Entiendo y comprendo que en mi país faltan testículos y pantalones; y me da dolor reconocerlo, pero es así.

La gente está pendiente de lo suyo, de la comida, del dinero. Carece de líderes. Y el que tuvo de verdad, lo acribillaron peor que a un perro… La única salida que tiene es que un político extranjero desde su país haga ese llamado a las calles. Va a costar a que la gente escuche.

Pero va a ser la única manera. Una vez la gente prenda el candelero, la intervención va a venir. Hasta me faltaron el respeto diciéndome que eso no es así. Que eso es falso. Hasta una persona cuya credibilidad quedó en entredicho tras anunciar el deceso de un dirigente político que, por cierto, está inscrito en la Internacional Socialista, jura y perjura que Washington no tiene intención de invadir Venezuela…

Solo sé lo que vi en el Tarot. Y dije inmediatamente Y ME CALLO…

Si usted, como venezolano, espera que la lavadora lave sola y usted no va a pisar el botón, siga esperando a que encienda por obra y gracia del Espíritu Santo. Lo único que bajó del cielo fue el maná. Del resto, lo único que baja es la lluvia… La libertad, no. Esa hay que ganársela. La coalición internacional está lista para ayudarte, sí y solo si tú das el primer paso.

Ligio Stern

@leetelascartas

Comentarios:

Más ariculos
Cerrar

Arepita Viernes 25 de mayo de 2018

Retrato de familia Delcy Eloína y su ANC, acompañada del combo de los otros poderes, acreditó a Maduro para el período 2019-2025. Como si el gobierno...